9/30/’11

Tu no te acordabas de mi
yo solo pensaba en ser como Lou Reed
tu no podías dejar de reír
yo solo me reía de ti.
 
Y así fue que entre wiskys
Coyote y cervezas
nos conocimos de nuevo
los mismos dementes
en la misma mesa
a punto de volver
a prenderse en fuego.
 
Luego del obligado tour
por barras y puntos
por puntos con barra
y barras con punto
cojimos carretera
y la carretera nos cojió juntos.
 
En mi Toyota verde nos fuimos
directo a mas acá del cielo
en mi Toyota verde lo hicimos
por primera vez…
de nuevo
Tu, yo y un Toyota verde…
tres cómplices sin frenos.
 
Llegamos a donde teníamos que llegar
y después del serrucho
me intentaste besar
…perdón, mala mía
pero es que hay veces donde los labios no sobran
pero están de mas.
 
Y tuve la sensación
de que recordaste quien yo era
al leer mi tatuaje
yo por mi parte
supe exactamente quien no eras
cuando buscando bajo tu traje
encontré
lo que no se me había perdido
y mintiéndote al oído dije:
“mucho gusto…
mi nombre es Rodrigo”.
                           9/30/’11
                           Rodrigo
Anuncios

Acerca de sincalma

Tengo una boca y la se usar lo se por que se mentir...
Esta entrada fue publicada en "Desde el Exilio...(me gusta decir)", 2011, poemas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s