5/11/’12

El batallón de almohadas que protege mis sueños
no es infalible
algunas noches deja pasar algún recuerdo
que hace parecer el despertar y continuar
algo imposible.
 
Así que he decidido andar por la vida dormido
y no se me ha hecho difícil tomar esta decisión
considerando que la otra opción era aturdido.
 
Todos cargamos en una mano placer
y en la otra suplicio
y vamos así llenando los bolsillos
de gozo y sacrificio
mientras arrastramos cruces
(propias y ajenas)
dándole sentido y valor
a cada una de nuestras penas.
 
Pero
¿quién diría que cabe tanto en un solo corazón?
tanta risa tanto llanto
tanto rocanrol
tanta sorpresa tanto espanto
tanto doble sentido
            tanto sarcasmo…
… y eso
que somos a imagen y semejanza de tu dios.
                                                         5/11/’12
                                                         Rodrigo
Anuncios

Acerca de sincalma

Tengo una boca y la se usar lo se por que se mentir...
Esta entrada fue publicada en "Deconstrucción o Alguien me Debe un Final Feliz", 2012, poemas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s